Las franquicias de alquiler de vehículos. Rent a car

Autor: Rommel Veitia - 2018-04-01

Franquicias de alquiler de vehículos. Rent a car. Franquicias rentables, franquicias baratas,

Negocio que requiere agilidad ante el Cliente

El alquiler de vehículos es un modelo de negocio de esos que, sin hacer mucho ruido, perduran en el tiempo y no parece estar destinado a desaparecer; sobre todo porque ataca un par de nichos de mercado muy puntuales, clientes corporativos y familias y personas que disfrutan sus vacaciones.

Las franquicias por su parte ofrecen la ventaja de la calidad en masa, esto siempre es un valor agregado para el cliente, que se sentirá mucho más cómodo y confiado cuando se trate de utilizar los servicios de una franquicia de alquiler de vehículos.

Ventajas de las franquicias de alquiler de vehículos

La ventaja más significativa a la hora de invertir en una franquicia de alquiler de vehículos es básicamente, que este modelo de negocio se basa en un mercado que tiene una necesidad puntual y establecida que solamente este producto puede satisfacer.

Puede ser un negocio complicado

Uno de los contras que pueden tener las franquicias de alquiler de vehículos es la gran competencia que existe en este mercado. La competencia es muy fuerte porque hay que luchar contra las otras franquicias y contra empresas que se basan en un crecimiento a través de sucursales.

El producto rara vez será un diferenciador importante, porque en honor a la verdad las personas solo buscan un medio de transporte cómodo, fiable, en buenas condiciones y al mejor precio, entrega del vehículo al cliente y recogida del mismo, el resto pierde relevancia.

Básicamente se vuelve una competencia en la que gana el que está mejor ubicado, tiene más inventario de vehículos disponibles y a mejor precio. Algo que la mayoría está dispuesta a ofrecer.

Este tipo de franquicias suele tener un canon de inversión medio, pero se necesita tener un local para poder funcionar fuera, además de la logística que implica tener en vehículo disponible, limpio y en buenas condiciones tanto mecánicas como estéticas.

Se debe tener una orientación de negocio de ayuda al cliente para mantenerse a flote, porque no bastará con repartir volantes o hacer ofertas para tener éxito, la franquicia rentable tiene que ser capaz de ir hasta donde están sus clientes y verificar las entregas y recogidas de los vehículos al finalizar el contrato de alquiler.

Otro factor determinante es la ubicación junto con la agilidad de entrega y recogida

La mayoría de los clientes potenciales de este tipo de franquicias está en los aeropuertos, no quiere decir que solo estos locales sean franquicias rentables, pero sí que son generalmente los de mayor rentabilidad. Pero también se puede adaptar al cliente a su reserva y realizar la entrega en mano a la llegada de su vuelo en el aeropuerto seleccionado sin tener base en el mismo necesariamente.

No es un negocio que marque tendencia

Las franquicias de alquiler de vehículos se basan en la necesidad de traslado que tiene una persona que no cuenta con un vehículo por una eventualidad puntual. Esta necesidad la podemos encontrar durante los 365 días del año, ya sea en el mercado de viajes o el corporativo.

Sin embargo el alquiler de un vehículo no es el objetivo de ninguna persona, es simplemente una actividad de necesidad y complementaria más que debe realizar para poder lograr su meta final, disfrutar de una vacaciones por ejemplo.

Esto hace que sea un negocio secundario por lo que la fidelidad de marca no es fácil de lograr. Por eso mismo muchas franquicias tienen planes corporativos con descuentos y vehículos especiales para las empresas; de esta manera intentan generar la fidelidad de marca que en otras condiciones no lograrían obtener.

No significa esto que sea un mal negocio, el hecho en sí de que haya tanta competencia indica que es una franquicia rentable, pero podría ser de los más complejos por las características inherentes a su operación.

Franquicias de Rent a car